COAG Andalucía insiste en que la ganadería extensiva es clave para impedir desastres como el de Sierra Bermeja

COAG Andalucía insiste en que la ganadería extensiva es clave para impedir desastres como el de Sierra Bermeja

Soluciones para mantener los montes y evitar incendios

  • Antonio Rodríguez, secretario provincial de COAG Málaga, reclama una estrategia que integre a los pueblos y a la ganadería en el mantenimiento de los montes, formando y empleando a los propios habitantes de las zonas rurales para el cuidado y la conservación del medio ambiente.

El grave incendio forestal que está arrasando la Sierra Bermeja, en la provincia de Málaga, está dejando en evidencia el “abandono” que se ha hecho de los montes públicos en las últimas décadas. Así lo entiende la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y  Ganaderos –COAG- de Andalucía, quien no ha parado de advertir sobre esta circunstancia, así como de las dificultades que los ganaderos de extensivo tienen actualmente para mantener a sus animales en los parajes naturales.

El responsable de Ganaderías de COAG Andalucía y secretario provincial de COAG Málaga, Antonio Rodríguez, se ha manifestado hoy sobre esta cuestión y, aunque ha señalado que “no es hora de buscar culpables, sino de aprender de los errores y tomar medidas”, entiende que se ha dejado de lado la importante labor de ‘bomberos forestales’ que históricamente han realizado los diferentes sectores ganaderos en los montes públicos.

En este sentido, Rodríguez ha destacado que desde esta organización “hemos hecho un esfuerzo por que haya un relevo generacional en esta actividad, apoyando y participando, por ejemplo, en la Escuela de Pastores”, pero de nada ha servido que se forme a jóvenes en esta materia cuando se ha “marginado” a la ganadería extensiva en cuanto a las ayudas, incentivos y acceso a la tierra.

“Desde Europa –ha añadido- no se ha fomentado la ganadería extensiva, sino todo lo contrario. Y en ningún momento se ha tenido en cuenta que estos animales son fundamentales para los montes, históricamente han jugado un papel clave en el ecosistema”. Una de las propuestas que hace la organización es la creación, por ejemplo, de cabrerizas en las faldas de los montes públicos para su cuidado.

Pero además de la apuesta por el retorno del ganado extensivo a los montes, el responsable de COAG Málaga ha hecho hincapié en que para evitar catástrofes como la de Sierra Bermeja, “hay que tomarse muy en serio por parte de las Administraciones que las zonas rurales necesitan urgentemente no actuaciones puntuales, sino que se ponga una estrategia global enfocada a la dinamización y conservación del medio rural, que integre también a los habitantes de esos entornos naturales en el mantenimiento del medio ambiente”.

Concretamente, Antonio Rodríguez se ha referido a la sinergia que se puede generar entre los montes y parques naturales y la población rural, muy azotada por la falta de oportunidades para el empleo. “Entendemos que los montes deben ser cuidados y mantenidos por los propios habitantes de la zona, que deben recibir formación especializada, creándose de esta manera puestos de trabajo que impulsen el desarrollo socioeconómico de los pueblos y manteniéndose vivo y a salvo el medio ambiente, beneficiando asimismo a otros sectores importantes como el turismo”.

En definitiva, incendios como el de Málaga se pueden evitar con una estrategia que ponga en valor el potencial de la ganadería y de las poblaciones rurales como pilares para el cuidado y conservación del medio ambiente, ofreciendo a los jóvenes  formación especializada, dotándolos de los recursos adecuados, creando empleo y, por lo tanto,  futuro para el medio rural andaluz.